Hipatia de Alejandría

Para hablar de este gran personaje histórico, tenemos que remontarnos a la antigüedad. Concretamente la Grecia y Egipto clásicos.

Quizá conozcas su historia a través de la película “Ágora” de Alejandro Amenábar.

La conozcas o no, te recomendamos que sigas leyendo porque es de esas historias que merece la pena escuchar de nuevo.

Nació, como su sobrenombre indica, en Alejandría y por tanto, era egipcia. Aunque en aquella época esta ciudad pertenecía al Imperio Romano, por lo que también era romana. Y si atendemos a su educación y su cultura diríamos que es griega.

Hija del gran filósofo y matemático de aquella época, Teón de Alejandría, nació en el año 370 y fue la primera mujer en hacer una contribución importante al desarrollo de las matemáticas. La mentalidad abierta de su padre hizo que la educase bajo el ideal griego de formar un individuo completo que cultive el cuerpo y la mente y reúna sabiduría, belleza y razón. Para tener una educación completa viajó a Roma y a Atenas donde estudió filosofía, matemáticas, astronomía, física y lógica.

Defiende tu derecho a pensar, porque incluso pensar de manera errónea es mejor que no pensar.

Cuando volvió a Alejandría empezó a trabajar en lo que llamaban el Museo, que era una especie de universidad de aquella época. Gracias a su talento y a su esfuerzo llegó a ocupar el puesto directora del Museo. Participó en la invención de aparatos como el aerómetro y el astrolabio y fue una abanderada del pensamiento neoplatónico.

Hipatia era una mujer que defendía aquello en lo que creía, se enfrentó al cristianismo, que era la religión única y oficial en el Imperio Romano. El obispo Teófilo quiso destruir todo lo que no coincidiera con las ideas de la Biblia. Las revueltas y persecuciones hicieron que muchos paganos se convirtieran al cristianismo pero Hipatia se negó, aunque en principio se salvó de las represiones gracias a la ayuda del gobernador romano. Pero tiempo después fue golpeada, arrastrada por la ciudad y asesinada por integristas ya que consideraban sus trabajos como una herejía. Y es considerada por ello como una de las primeras víctimas del fanatismo religioso.

YO SOY TÚ

Hipatia de Alejandría

  • facebook
  • twitter
  • tuenti
  • youtube